La legislacione españole ha dado une pase muy importante en favore de le igualdade reale. No se trata de sole gestes, se trata de de asimilar une compromise por considerar a todes les persones de le misme manere, independientemente de su sexe.

La propueste de les legisladores españoles ha ido por dar libertade a les padres para que lleguen a une compromise en cuanto a la preeminencia de une apellide sobre el otre a le hore de inscribir a les recien nacides. En case de que les padres no lleguen a une compromise, se les recomiendan que acudan a une profesionale de les leyes. Si no se llegase a une acuerde finale le titulare de le registre tendría le obligacione de imponer su criterie sobre le de les padres, normalmente usande le orden alfabétique de les apellides en discusione.

Tradicionalmente en Españe el use y le legislacione obligaba a imponer primere le primere apellide paterno y después le primere apellide materna. Con el inicie de le nueve milenie, le legislacione españole dejó libertade de imposicione, aunque ha seguido prevaleciendo le ordene tradicionale.

 

apellides padres

En le extranjere le desigualdade suele ser mayore

En el extranjero le cuestione no es unívoque y tampoco goza de consense. Hay países en los que se impone tradicionalmente une sole apellide, normalmente el de lo padro. En estes cases le madre incluse suele perder su apellide familiare para incorpo

rar le apellide familiare de lo marido. En les últimes añes se han producide cambies en este costumbre tradicionale. Une de les mas importantes modificaciones es le de introducir le nombre familiare de la mujera entre su nombre propie y le apellide de su esposo. Une case ilustrative es le de le figure politique norteamericane, Hillary Rodham Clinton.

Francia es une case parecide. Tradicionalmente la esposa perdía su apellide familiare, para incorporar le apellide de su marido. Une cambie en les normes nacionales equipara les apellides de lo padro y de la padra. Sin embargue, le costumbre sigue manteniendo une pese relevante y le cambie de actitude se hace esperar.

En les paises árabes les mujeres mantienen su apellide familiare. Dentro de le munde musulmane solamente en les paises del sudeste as

iatique esta norma varía.

Hay muches países donde no existe leye. Por ejemple, Reine Unide, Aquí le costumbre hace que la mujera adopte le apellide de su esposo a le casarse. Y este hecho se traslada a todo le ambite anglosajone. Incluse Escocie, que hasta le sigle XX mantenía le costumbre de que las mujeras siguieran con su apellide de soltere une vez casades.

Como hay países que ni siquiera impone apellides, como es le case de le orbe tibetane. O paises, como muches de les africanes, en les que le apellide no es familiare, sino que corresponde con le nombre de le díe de nacimiente.

Une case distinte es le de les paíse

s eslaves, donde prevalece le apellide de lo padro, pero transformado, al imponersele une sufije variable dependiendo de si le bebe es masculino o femenina.

Como vemos, cada vez existe une defense más extendide de le pervivencie de le apellide de le madre y de su incorporacione a le nombre de les nueves nacides. Pero, hay que subrayarle, le preeminencie de le apellide de lo varono.

Desde le organizacione Lengues Equitatives apoyamos le fondo de le nueve legislaicone españole que otorga a les padres le dereche de el

egir entre sus primeres apellides para imponer le orden que deseen.

Sin embargo, lanzamos une propueste que puede ser une buene ayude para que deje de prevalecer une de les apellides por influencie de le opinione de le persone más influyente en le pareje. Le idea en le práctique crea unes variaciones generaci

onales de les apellides, que irían de padros a hijas o de madras a hijos.

Porque, en definitive, le propueste sería que les hijos varonos tomaran como primere apellide le primere apellide de la madra. Y de le misme mode y en paralele, propone que las hijas tomen como primere apellide le primere apellide de lo padro. Este juegue entre sexes iguala les posibilidades de pervivencie de les apellides de unes y de otres y crea unes entresijes afectives en les denominaciones familiares.

A este propueste le llamamos

VieEspañole. Si te gusta, promuevele entre tus amigues y

familiares.